sábado, 6 de junio de 2015

Memorial PCE [HI]

 
PCE
[HI]
 
HIDALGO CABIELLES, Mariano. Comunista, nació el 12 de octubre de 1906 en Villaverde (Asturias).[1] Forjador de profesión. Miembro de la 227ª Brigada de la 102ª División de la Agrupación de Guerrilleros Españoles (AGE) en Francia. En noviembre de 1944 pasó a España para reforzar la lucha guerrillera. Según Ferrán Sánchez (2001, 209), fue detenido en Vera del Bidasoa (Navarra), siendo condenado a 14 años de cárcel.
HIDALGO DE CISNEROS, Ignacio. Comunista, nació en Vitoria (Álava) el 11 de julio de 1896. Casado con Constancia de la Mora. Hijo de una familia aristocrática, carlista y de tradición militar, lo que le influyó para elegir su profesión. Comenzó la carrera militar en la Academia de Intendencia de Ávila donde se graduó en 1914. En 1920 realizó cursos de aviación en el cuartel y aeródromo de Cuatro Vientos (Madrid) pasando a integrarse en la Aviación Militar Española. Fue destinado a Melilla, a la 2ª Escuadrilla Bristol, tomando parte en los bombardeos sobre la cábila de Beni-Ulixek durante la Guerra del Rif. En 1924 pasó a los De Havilland y en 1925 a la 1ª Escuadrilla de Hidroaviones con base en El Atalayón, junto a Melilla, que mandaba el comandante Ramón Franco, con la que participó en el desembarco de Alhucemas. Fue destinado posteriormente al Sahara Español y en 1930 a la 1ª Escuadra, ya en la Península. El 15 de diciembre de 1930 participa, junto con otros aviadores y militares republicanos, como Queipo de Llano, en la intentona republicana encabezada por Ramón Franco, hermano del general Francisco Franco, que tomó el aeródromo de Cuatro Vientos y pretendía bombardear el Palacio Real, residencia de Alfonso XIII. Tras el fracaso de la sublevación, Hidalgo de Cisneros huyó en avión a Portugal y de allí a París. La proclamación de la Segunda República en abril de 1931 le permitió regresar a España, donde se incorporó a la escuela de vuelo de Alcalá de Henares (Madrid). Fue destinado a la 1ª Escuadra, como segundo jefe de la misma y agregado a la Oficina de Mando. Posteriormente, en 1933, estuvo destinado como agregado aéreo simultáneamente en las embajadas de Berlín y Roma. Durante el bienio radical-cedista, estuvo destinado en el aeródromo sevillano de Tablada. Ayudó a huir del país a su amigo, el político socialista Indalecio Prieto, después de la fallida revolución de octubre de 1934. Al producirse la sublevación militar, Hidalgo de Cisneros se encontraba en Madrid como ayudante del ministro de la Guerra, Casares Quiroga. Secundó al director general de Aeronáutica, Núñez de Prado, verificando la lealtad de los aeródromos militares del país durante el día 18 de julio. En la madrugada del día 20 fue uno de los responsables de que el aeródromo militar de Getafe y otras guarniciones cercanas permaneciesen leales al gobierno y colaborasen a sofocar la sublevación del Cuartel de la Montaña. Tras la formación del gobierno de Largo Caballero (septiembre de 1936), fue nombrado por el Ministro de Marina y Aire, Indalecio Prieto, jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Aéreas con el grado de general, puesto que mantuvo al crearse el Ministerio de Defensa Nacional y más tarde, cuando Juan Negrín reemplazó a Prieto en el gobierno. Afiliado al Partido Comunista de España durante la guerra, abandonó España, partiendo para el exilio el 6 de marzo de 1939, en unión del propio Negrín, Álvarez del Vayo y los más destacados dirigentes del PCE desde el aeródromo de Monóvar. Murió en Bucarest (Rumania) el 9 de febrero de 1966, siendo miembro del Comité Central del PCE. A mediados de la década de 1990, sus cenizas fueron repatriadas por sus descendientes a Vitoria, donde hoy descansan en el panteón familiar. Autor de unas memorias en dos volúmenes que constituyen una fuente de primera mano sobre la Guerra del 36 española: Cambio de Rumbo (Bucarest, 1961) y Memorias, vol. II. La república y la guerra de España (París, Société d'Éditions de la Librairie du Globe, 1964).
HIDALGO LÓPEZ, Antonio “Atila” o “Aliaga”. Comunista, natural de Bienservida (Albacete). A finales de 1943 figura como miembro del Comité Provincial del PCE en Albacete. Unos meses más tarde casi todo el Comité era detenido; Antonio Hidalgo consiguió eludir el acoso policial de Albacete y se marchó a su pueblo. Al considerar “quemado” para el trabajo con el Partido, decidió iniciar la lucha armada en la sierra de Alcaraz. En julio de 1946 se encontraba por la sierra de Alcaráz (Albacete) al mando de un grupo cuando se encuentra con Alfonso Ortiz “Vicente”, uniéndose a la Agrupación Guerrillera de Albacete-La Mancha. El 7 de octubre de 1946 participó en el atraco a los pagadores de la empresa Ferrocarriles y Construcciones ABC, apoderándose de 64.000 pesetas. El 3 de febrero de 1947 participa en la ocupación de Bienservida (Albacete), dando un mitin político de ensalzamiento de la lucha guerrillera. Muerto el 8 de marzo de 1947, tras ser sorprendida la guerrilla que dirigía en el cortijo Los Marines, término de Salobre (Albacete). En el enfrentamiento murieron, además de “Atila”, otros tres guerrilleros -Ramón Palacios “Enrique”, Ángel Flores “Nicolás” y Silverio León Palacios-, el casero, Anastasio Rodríguez, al que aplicaron la "ley de fugas", y el brigada Froilán.
HIDALGO MEDINA, Manuel “Beltrán”, “Bellota” o “Jerónimo Almenta”. Comunista, natural y vecino de Belalcázar (Córdoba). Durante la guerra del 36 fue teniente de Milicias. Al final de la guerra fue detenido, siendo condenado a muerte. El 1 de septiembre de 1940 se fugó de la cárcel de Hinojosa del Duque (Córdoba), junto a veinte presos más, uniéndose al grupo de huidos que se movía por la zona de Hinojosa/Belalcázar. A comienzos de 1945 pasó a dirigir una de las guerrillas de la Agrupación Guerrillera de Ciudad Real. En agosto de 1945 acompañó a Dionisio Tellado “Mario de Rosa” y a Ramón Guerreiro “Julio” a Córdoba con la misión de organizar la Agrupación Guerrillera de Córdoba, hecho que se produciría finalmente en mayo de 1946 en el cortijo Las Dalias, en la sierra de los Santos, término de Villaviciosa (Córdoba), bajo la dirección de “Mario de Rosa”. Hombre de confianza de éste, fue nombrado jefe de la 31ª División, la cual tenía su área de influencia en el norte y oeste de Córdoba, desplazándose hacia Badajoz y Sevilla. La 31ª División estaba integrada por tres batallones: el 149º (Córdoba), al mando de Claudio Granados “Redimido”; el 150º (Córdoba-Sevilla), dirigido por Hilario Martínez “Godoy del Pueblo”; y el 151º (Córdoba-Badajoz), cuyo jefe "teórico" era Bernabé Caballero “Cojo de la Porrada”, en realidad una guerrilla más al no constituirse como tal el 151º Batallón. Según Francisco Moreno, el 8 de mayo de 1946 ahorcó a un molinero en Monterrubio de la Serena (Badajoz), un hijo y una sobrina, dejando una nota en la que se decía: "Pongo en conocimiento de cuantas personalidades lean este papel, que este individuo era un refinado criminal nazi-falangista, haciéndose autor de la muerte de diez o doce obreros honrados, que únicamente por tener instintos criminales había llevado a cabo dichos asesinatos, por cuyos crímenes había encontrado un puesto de honor en el régimen actual que es el que sigue robando, asesinado y maltratando a todas cuantas personas son honradas, por todo cuanto arriba queda expresado, la justicia guerrillera le hace convicto y confeso del delito de alta traición para con la Patria y se ejecuta al traidor presente.- J. Almenta". Justo Vila, por su parte, atribuye tales muertes a una contrapartida. El 13 de mayo de 1946, al mando de 40 guerrilleros, llevó a cabo el asalto y voladura del polvorín de la Sociedad Metalúrgica de Peñarroya (Córdoba), del que se llevaron gran cantidad de explosivos. En agosto de 1946 salió con once guerrilleros de la base de Las Dalias, con el objetivo de abrir nuevas bases de actuación por la zona de La Granja de Torrehermosa y Azuaga (Badajoz), siguiendo órdenes de “Mario de Rosa”. En septiembre visitó de nuevo Badajoz, acompañado de José Murillo “Ríos”. La implantación de bases fue un éxito, regresando eufóricos. El 24 de septiembre, los hombres de “Bellota” asaltaron el polvorín de la mina Araceli, llevándose dos cajas de dinamita. El 20 de noviembre de 1946, colocaron una bandera republicana en una calle de Granja de Torrehermosa. El 30 de diciembre de 1946 un grupo a su mando prendió fuego al cortijo Las Hortes, Fuente Obejuna (Córdoba), en represalia por no haber accedido días antes a entregarles 15.000 pesetas. Al día siguiente, la guerrilla de “Bellota” y “Redimido” mató a un Guardia Civil en Granja de Torrehermosa. Entre los apoyos con los que contaba “Bellota” cabe destacar a Manuel Naranjo, un importante propietario de Granja de Torrehermosa, quien les proporcionó dinero, alimento, armas y municiones, y a José López Santiago, un maestro de Granja de Torrehermosa que coordinaba una organización clandestina perteneciente a las JSU, colaborando también en la confección de octavillas y propaganda, a las órdenes de “Bellota”. Después de 1946 no se tienen noticias de “Bellota” por Badajoz, permaneciendo en Córdoba.[2] A comienzos de 1947, la guerrilla de “Bellota” llevó a cabo varias acciones de represalia y ajusticiamientos: ahorcamiento de dos ferroviarios en Fuente Obejuna, de un guarda de la finca La Muela, en Hornachuelos, eliminación de Santiago Luna “Leocadio”…. Tras el desastre de la Umbría de la Huesa (Villaviciosa, Córdoba) el 11 de junio de 1947, en el que fueron abatidos cinco miembros del Estado Mayor de la Agrupación cordobesa, “Godoy del Pueblo” fue nombrado jefe del EM, con “Eugenio del Real” como lugarteniente, permaneciendo “Bellota” al frente de la 31ª División y Claudio Romera “Romera” de la 32ª División. El 21 de julio de 1947 secuestraron a Rafael Nevado en la finca Los Albercones, en Villaviciosa, obteniendo 50.000 pesetas, ahorcando a Antonio Chacón en la finca La Alcornocasa el 3 de agosto, también en Villaviciosa. El 25 de octubre de 1947 prendieron fuego a la finca Buen Agua, días después de negarse su propietario a entregar 50.000 pesetas. En la primavera de 1948, “Mario de Rosa” abandonó la Agrupación, y se fue, tras pasar por Extremadura, a Valencia donde intentó camuflarse, haciéndose cargo “Godoy del Pueblo” de la jefatura de la Agrupación. Por estas fechas, “Bellota” se mantenía en la sierra, al norte de Córdoba. Murió en el chozo Posteruelos, término de Villaviciosa, el 5 de abril de 1949, figurando como desconocido.
HIDALGO PANIAGUA, Félix. Comunista, integrante de la organización clandestina del PCE en Madrid en los primeros años del franquismo.
HIDALGO SÁNCHEZ, Benito. Comunista, integrante de la organización clandestina del PCE en Madrid en los primeros años del franquismo.
HIDALGO SECO, Luis. Comunista, nació el 12 de noviembre de 1918 en Santander. Jornalero. Refugiado en Francia, tras su liberación, se incorporó como soldado a la 505ª Brigada de la 102ª División de la Agrupación de Guerrilleros Españoles. El 27 de noviembre de 1944 pasó a España, formando parte de un grupo de 10 guerrilleros al mando de Ramón Lastiesas Escolano.
HIDALGO, Ana. Casada con Aquilino Calvo. Militante de las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU), en 1939 acogió en su casa a José Pena tras su llegada a Madrid procedente del campo de Albatera (Alicante).
HIDALGO, Antonio. Comunista. Miembro de la 1ª Brigada Guerrillera, también conocida como Agrupación Guerrillera de Cataluña, al mando de Josep Bru, llegado de Francia en abril de 1945. Los responsables de esta Agrupación, destinada a practicar la resistencia urbana, fueron detenidos rápidamente. Entre los casi doscientos detenidos destacaban Juan Cuadrado, Hueso y Aymerich, Antonio Hidalgo, Atilano García, Pedro Romeral y Tomasa Cuevas.
HIERRO GUTIÉRREZ, Froilán. Comunista, integrante de la organización clandestina del PCE en Madrid en los primeros años de la posguerra.
HIERRO, Francisco. Comunista. Refugiado en África, en noviembre de 1944 pasó a España en la expedición de Ramón Vía, desembarcando en las costas malagueñas. Sin pasar por la sierra se dirigió a Málaga capital. Poco después regresó a Marruecos, donde se encontraba su familia.
HIERRO, Josep. Militante del Partido Comunista de España sobre el que existe un informe en el Archivo Histórico del PCE.
HIJAR SARIÑENA, Ramón. Comunista, natural de Sastago (Zaragoza). Durante la guerra, fue uno de los organizadores del PCE en su pueblo. Refugiado en Francia, formó parte del grupo que, al mando de Joaquín Arasanz “Villacampa”, cruzó la frontera por el Valle de Echo (Huesca), en diciembre de 1945, con la misión de poner en marcha la Agrupación Guerrillera del Alto Aragón.
HIJOSA BARRIOS, Jerónimo. Comunista, fusilado el 9 de septiembre de 1939 en las tapias del cementerio madrileño del Este, junto a veintiséis personas más relacionadas con la organización clandestina del PCE y de las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU).


[1] Según Ferrán Sánchez (2001, 209) nació en 1898.
[2] Luis Miguel Sánchez (2003, 159), le cita como jefe de guerrilla de la 21ª División de la Agrupación Guerrillera de Ciudad Real, al mando de Francisco Expósito “Gafas”, tras la asamblea celebrada a comienzos de 1946 en la que Dionisio Castellanos “Palomo” fue nombrado jefe de la Agrupación.
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario